Cuidados ginecológicos por etapas
Asesoría telefónica las 24 Horas 3177159107
Sede Medellín: (4) 4483422 - (4) 2312719 - 3154335050
Sede Bogotá: (1) 4823262 - 3162379391
Comunícate con nosotros

Artículos | Cuidados ginecológicos por etapas

Cuidados ginecológicos por etapas

Cuidados ginecológicos por etapas

Visitar al ginecólogo es casi como acudir al dentista: en cada ocasión se tratará un problema distinto, y sin embargo, debe tomársele como un asunto de mayor seriedad.

 

La mayoría estamos acostumbrados a acudir al médico cuando el problema ya está presente, dejamos la pequeña molestia, no le damos la importancia debida y cuando acudimos al experto, el asunto ya tiene otra magnitud.  Lo cierto es que cada etapa de la vida femenina requiere de cuidados y precauciones particulares con respecto de la salud sexual, reproductiva y endocrinológica.

 

Una consulta especializada de ginecología debe tomar en cuenta estas necesidades y estar orientada a preparar a la mujer para cada época, identificar tempranamente alteraciones y tratarlas de la manera más oportuna e integral cuando éstas ya están presentes.

 

Por ejemplo, durante la adolescencia, los problemas ginecológicos más frecuentes están relacionados con la secreción de hormonas, la menstruación temprana, normal o tardía, cólicos, amenorrea, dismenorrea y atención al respecto de métodos anticonceptivos.

 

Se sugiere que esta visita esté en un principio orientada por la madre o la persona de mayor confianza de la joven, a fin de acudir con el médico con el que se sienta más cómoda, ya que de otro modo, puede resultar un momento difícil e invasivo.

 

Si bien la edad para iniciar los exámenes ginecológicos no ha sido definida, lo más conveniente es una primera visita en la adolescencia (14 ó 15 años) para que la mujer plantee todas las dudas pertinentes y empiece a conocer sobre métodos anticonceptivos y enfermedades vinculadas a las zonas reproductivas. Con ello, entre otras cosas, se podría evitar embarazos tempranos y no deseados.

 

Puede ser que se llegue a considerar una consulta de endocrinología ginecológica orientada a investigar y manejar las alteraciones del ciclo menstrual y del equilibrio hormonal, con especial énfasis en las consecuencias que éstas pueden tener para la salud de la mujer como el sobrepeso y los problemas cardiovasculares.

 

Además de esta primera consulta destinada a "romper el hielo", la mujer tiene la obligación de asistir al especialista en cuanto haya iniciado su vida sexual; y si no ha tenido su iniciación hasta los 20 años, ésta es la edad más adecuada para empezar los controles periódicos. Lo ideal es visitar al ginecólogo una vez al año en caso de presentar un cuadro normal; y si se detecta algún inconveniente, asistir todas las veces que el médico lo indique.

 

Durante la edad reproductiva en el control ginecológico de rutina se hace énfasis en la prevención y el autocuidado; en la consulta preconcepcional, en la identificación de factores de riesgo y la preparación para el embarazo.

 

El control prenatal especializado, acompaña a la mujer durante su embarazo procurando los mejores resultados para ella y su hijo o hija.

 

En esta etapa puede ser posible concebir una consulta de patología cervical, la cual se especializa en el diagnóstico y tratamiento de cualquier anormalidad que se detecte en el cuello del útero mediante la citología, en especial las relacionadas con el virus del papiloma humano.

 

O bien cuando se manifiesta una problemática que hace difícil la concepción, se puede recurrir a las citas para tratar la infertilidad. Durante este proceso el doctor brinda apoyo integral, diagnóstico y tratamiento a la pareja que tiene dificultades en lograr un embarazo.

 

Durante la menopausia, el manejo adecuado de los síntomas climatéricos y en la prevención de complicaciones como la osteoporosis, son los objetivos más comunes de la consulta.

 

Sea cual sea el momento de la vida en que se acuda al especialista, en cada consulta de ginecología se da inicialmente una conversación que tiene como objetivo conocer a la mujer y sus necesidades individuales, que le permita, en un ambiente de confianza, expresar todas sus dudas y temores sin miedo a ser juzgada o ignorada.

 

Los exámenes básicos

 

Cada edad merece controles distintos, pero hay exámenes que deben hacerse toda la vida:

 

El Papanicolaou o citologia vaginal: A partir de la primera relación sexual o desde los 20 años. Es un método eficaz, sencillo, rápido y económico para detectar tempranamente el cáncer de útero. Consiste en tomar una muestra de las células de la superficie del cuello uterino para analizarlas.

 

La Colposcopía: Es un examen del cuello del útero y las paredes vaginales hecho con un aparato llamado colposcopio, que posee una lupa y aumenta la imagen.

 

El examen médico mamario: Detecta a tiempo enfermedades benignas como los quistes. Es un examen de corta duración e indoloro. A este debe sumarse el autoexamen hecho en casa mensualmente. Pasados los 35 años la mamografía es obligatoria y debe hacerse una vez al año

 

 

 

 


Fuente: http://www.todopapas.com/mx/padres/actualidad/cuidados-ginecologicos-por-etapas-4047
Servicios
Asesoría en Embarazo no Deseado

Asesoría en Embarazo no Deseado

Interrupción  voluntaria del embarazo

Interrupción voluntaria del embarazo

Tratamiento del Aborto Incompleto

Tratamiento del Aborto Incompleto

Ginecologia

Ginecologia

Chequeo Ginecológico Preventivo

Chequeo Ginecológico Preventivo

Asesoría en Anticoncepción

Asesoría en Anticoncepción

Disfunciónes Sexuales

Disfunciónes Sexuales

Tratamiento de ETS

Tratamiento de ETS

Urología

Urología

Medicina General

Medicina General

Asesoría Medica Virtual

Asesoría Medica Virtual

Ecografia

Ecografia

Quienes somos

Titulo..

Mensaje..

×


Aceptar


Aceptar